martes, 18 de noviembre de 2008

La Torre de Hércules y el minicuento: El último manzano de las Hespérides.



 

De este faro escribí hace tiempo un minicuento, por ello, para que entendaís todo lo que le rodea a esta creación os pongo un poquito de información resumida de la wikipedia.

Torre de Hércules

La Torre de Hércules es un faro con una altura total de 68 metros. Tiene el privilegio de ser el único faro romano y el más antiguo en funcionamiento del mundo.

La torre perdió, posiblemente, su uso marítimo durante la Edad Media al convertirse en fortificación. La fachada actual es el fruto de la remodelación neoclásica efectuada en el S. XVIII.

Era, antes de comenzar la reforma neoclásica, un cuerpo prismático con base cuadrada; en el exterior presentaba un muro de piedra con dos puertas en la parte baja y ventanas asimétricas que la recorrían hasta el piso superior, y una mordiente helicoidal que llegaba hasta la parte superior. En su interior conservaba la vieja estructura romana, pero con escaleras de madera que pertenecían a la restauración de edificio, armonizándola en su decoración con marcos superiores de puertas y ventanas.

La mitología dice que «hubo un gigante llamado Gerión, rey de Brigantium, que obligaba a sus súdbitos a entregarle la mitad de sus bienes, incluyendo sus hijos. Un día los súbditos decidieron pedir ayuda a Hércules que retó a Gerión en una gran pelea. Hércules derrotó a Gerión, lo enterró y levantó un túmulo que coronó con una gran antorcha. Cerca de este túmulo fundó una ciudad y, como la primera persona que llegó fue una mujer llamada Coruña, Hércules puso a la ciudad este nombre>>

Ahora que sabéis algo más sobre esta Torre, os expondré mi versión mitológica, personal y resumida en unas pocas palabras, obligado a decir mucho con tan poco quizás sea un minicuento áspero, pero al menos, supongo que os resultará mágico.

Para lo que no recordéis que ocurrió con el Jardín de las Hespérides os lo explico: En este jardín los árboles daban frutos dorados que proporcionaba la inmortalidad, el jardín era propiedad de Gea hasta que Hera se casó con Zeus y esta se lo regaló como regalo de bodas. Para que nadie robara las manzanas, estaban las hespérides y el temido dragón de cien cabezas, Ladón, que lo vigilaban. El caso es que Hércules consiguió robar las manzanas y de ahí viene esta historia y versión de la Torre de Hércules.

........................................................................................

Por cierto, yo soy de los que apoyan al Arte que no necesita entenderse tras una explicación previa o posterior, aunque esta vez invertí mis principios creativos.

........................................................................................

El minicuento no podía superar las cincuenta palabras, incluyendo las del título. Ahí va:

El último manzano de las Hespérides

Ayer, me escondí con las manzanas en el norte. Gea me advirtió: Heracles, se acabarán. La solución: plantar una semilla. Nació un árbol y anoche me dije: ¿Y si Hera lo descubre? Su ira estallaría. Hoy, lo cercaré bajo un manto de piedra.

.......................................................................................

image

Pincha en la Imagen para obtener más información sobre la Candidatura de la Torre de Hércules como Patrimonio de la Humanidad.

........................................................................................

5 comentarios:

Celia dijo...

Me parece muy interesante todo lo que has aportado sobre la Torre de Hércules.
Gracias.
Saludos

Felisa Moreno dijo...

Pues sí que he aprendido cosas. Sigue ilustrándonos Juanma, me gusta leer lo que escribes.

Un saludo

Juan Manuel Rodríguez de Sousa dijo...

Gracias a ti Celia por hacerme ver que hay gente detrás...de todo este tinglado.

Felisa me alegro que aprendas, sigue pasando...jaja.

Un beso a las dos,
Juanma

Ave Mundi Luminar dijo...

Tu blog era uno de esos que tenía empotrados en la lista de "pendientes", y claro, como no podía ser de otra forma despues de leerte en mi blog, la intención tenía que convertirse en algo manifiesto.

Dicho lo dicho, y leido lo leido (en tu blog), lo cierto es que me toca el turno de añadirte como referencia en el mio, sobre todo para tenerlo en cuenta como fuente de reflexión sobre mundos que desconozco...

Sobre el cuento del manzano, si te sirve la opinión de alguien completamente ageno al mundo de la creación literaria, decirte que soy un fan de los minicuentos, y éste lo tiene todo para convertirse en habitante de mis recuerdos... Enhorabuena!!.

Espero que nos sigamos leyendo durante mucho tiempo.

Saludos

Juan Manuel Rodríguez de Sousa dijo...

Gracias Ave Mundi,

Me alegra de que te quedes con este minicuento, lo guardes en tu cajón memorítisco y que además tejas un puente de hilo hacia mi país del arte,

Aquí estaré para escucharte, y ya los puentes se comunican tan sueltamente que estoy por tirar petardos de alegría.

Saludos para ti también,
Juanma